¿Es mejor la caja mecánica o automática? Descúbrelo acá.

La revista alemana Auto Bild llevó a cabo diez test drive con coches a caja automática. Con la diferencia de 6: 4 en la relación de consumo de combustible y las emisiones de CO2, la transmisión automática ganó la carrera. La transmisión automática de última generación ahorra hasta un 20% de combustible.
El hecho que la transmisión automática sigue siendo relativamente cara tiene una razón válida. Se ha invertido mucho tiempo y recursos en su desarrollo. Según el modelo, se aplica un 10% más que el precio de compra para la transmisión automática.
En Estados Unidos, donde los motores son tan grandes como su potencia, domina la transmisión automática tradicional. Su mayor ventaja es su alta capacidad de torque.
La transmisión de doble embrague utiliza dos cajas de engranajes separadas, este tipo de transmisión puede soportar una alta velocidad (Volkswagen).
La transmisión automática variable (CVT) permite un cambio de velocidad ininterrumpido gracias a una serie continua de relaciones de transmisión efectivas. Solo tiene una desventaja: los ruidos del motor cambian drásticamente y no siguen la aceleración y la velocidad.
Desde el principio, se dijo que la caja de cambios automática era susceptible a fallos de funcionamiento y, en casos extremos, podría causar reparaciones costosas.
Con la transmisión automática, el automóvil pierde aproximadamente el 10% de su rendimiento general.
La trasmisión manual permite un manejo más dinámico, el coche tiene un precio más bajo, es más económico reparar en caso de falla mecánica, necesita una mayor atención en la conducción.